15 mar. 2016

Las ilustraciones de la suma y el conteo

Voy a comenzar haciendo referencia a un refrán, ¡no mezcles churras con merinas!, hablando de dos razas de ovejas, y que aunque estuviesen en el mismo rebaño, parece que había que separarlas; unas dan una leche buenísima, otras una lana bellísima, pero que si las mezclamos el resultado sería una pequeña oveja que ni daría tan rica leche ni tendría lana tan buena. Pero la verdad, no sé mucho de ovejas, dejemos que mi amiga Lola pueda contarnos si realmente esta es la razón del refrán español.
Bueno a lo que iba, algo así me pasa cuando miro libros de texto o materiales, para enseñar la suma a los más pequeños.
Me explico con una imagen,


Aquí tengo ilustrada una suma, donde en un lado tengo pinzas doradas y en otro lado de madera. Si lo que sumo son pinzas "sin tener en cuenta la variable color", pues la suma tiene sentido, sin embargo, si tengo en cuenta la variable color esto no sería sumar, y no podría poner el signo más, podríamos contar.
Veamos otro ejemplo, con tapones,


La situación con los tapones verdes, sería la que más sentido tiene con la suma. La que mezcla tapones rojos y morados, bueno, puede ilustrar la suma si solo vemos tapones sin tener en cuenta el color, pero, ¿qué niño que está aprendiendo lleno de curiosidad no ve el color? Pues en esta situación, le estamos enseñando que todo se puede sumar, mezclando cosas, y esto es algo realmente falso. Esto sería extrapolable a la situación con las pinzas.
Pero voy a ir más allá, y veamos una última imagen,



Y la ilustración se acompañaría con un titular tipo "suma para conseguir el desayuno" y aquí ya digo yo que pase lo que pase esto no va a ser suma en ningún caso. Puede ser conteo, o simplemente preparar el desayuno, pero nunca podemos sumar objetos distintos y menos mezclando tantos tipos de variable.
Ahora quede como reflexión para los maestros y futuros maestros, revisemos bien las ilustraciones que utilizamos con los niños cuando aprenden la suma, porque estos errores pueden llevarles a confusiones que perduren por siempre.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada